top of page
Search

Del Jardín a la Taza: El Arte del Té en Colombia y Japón


La cultura del té funciona como un espejo cautivador de las tradiciones, costumbres y valores de una sociedad. Entre la mirada de tradiciones únicas en el mundo, Colombia y Japón emergen como ejemplos notables a pesar de su distancia geográfica y diferencias culturales.

Por: Daniela Ortegón, Community Manager CCJCI-Universidad de la Sabana


Foto: iStock


Ambas naciones comparten una profunda reverencia por las bebidas calientes, lo que influye profundamente en sus interacciones sociales, estilos de vida y economías. Explorar las divergencias, convergencias y aspectos económicos de la cultura del té en Colombia y Japón ofrece un viaje fascinante al corazón de estas sociedades distintas.


En Colombia, aunque es principalmente conocida por su cultura del café, el té está ganando terreno de manera constante, principalmente debido a la diversidad climática y paisajística del país. Influenciada por las tradiciones indígenas, la herencia española y las tendencias modernas; la cultura del té colombiano prospera con tés herbales hechos con ingredientes locales como limoncillo, lulo y hoja de coca, conocidos como "tisanas" o "infusiones". La tradición de las "onces", similar al té de la tarde británica, promueve el vínculo social a través de bebidas calientes y aperitivos, y los tés herbales se vuelven cada vez más prominentes debido a su variedad de sabores y beneficios percibidos para la salud. A pesar de los desafíos como la producción limitada y la competencia del café, la industria del té de Colombia, aunque relativamente nueva, muestra un potencial prometedor, a medida que aumenta la demanda global de tés especiales y bebidas conscientes de la salud.



En Japón, el té está profundamente arraigado en las prácticas culturales y tradiciones centenarias, siendo el icónico matcha la pieza central de la ceremonia del té tradicional conocida como "chanoyu" o "sado". Este ritual enfatiza la armonía, el respeto, la pureza y la tranquilidad, mostrando movimientos precisos, etiqueta y estética, cada aspecto infundido de simbolismo. La vida cotidiana en Japón también presenta diversos tés, con variedades prominentes como sencha, genmaicha y hojicha.




Se disfrutan en casa, en el trabajo y en reuniones sociales, y cada uno tiene su propio perfil de sabor y método de preparación. Con una rica historia que se remonta al siglo IX, la industria del té de Japón, particularmente en regiones como Uji, Shizuoka y Kagoshima, produce tés de alta calidad apreciados por su frescura y sabor umami. Económicamente, Japón es un importante exportador de té verde, que abastece a mercados de Asia, América del Norte y Europa; además, el turismo del té ha aumentado, y los visitantes acuden en masa a las regiones productoras de té para disfrutar de catas, ceremonias y plantaciones escénicas.

 

Si bien las culturas del té de Colombia y Japón pueden parecer mundos aparte, existen diferencias notables y similitudes sorprendentes entre las dos:


Diferencias:

  • Variedades: Colombia se centra principalmente en tés e infusiones herbales, mientras que Japón es famoso por sus tés verdes, particularmente el matcha.

  • Prácticas ceremoniales: La formal ceremonia del té japonesa contrasta con la tradición informal colombiana de las "onces".

  • Significado cultural: El té tiene diferentes significados culturales en cada país, reflejando sus historias y valores únicos.



Similitudes:

  • Rituales sociales: Tanto las "onces" colombianas como las reuniones de té japonesas enfatizan las conexiones sociales y la hospitalidad.

  • Beneficios para la salud: El té se valora por sus propiedades promotoras de la salud en ambas culturas, ya sea como una infusión herbal relajante o como un té verde rico en antioxidantes.

  • Oportunidades económicas: Ambos países reconocen el potencial económico de sus industrias del té y están explorando formas de capitalizar los mercados nacionales e internacionales.



Si bien los datos completos sobre las industrias del té de Colombia y Japón pueden variar, algunos indicadores económicos clave brindan información sobre su importancia:


  • Volumen de producción: Japón produce aproximadamente de 80.000 a 100.000 toneladas métricas de té al año, siendo el té verde el que representa la mayor parte de la producción. En contraste, la producción de té de Colombia es más modesta, alrededor de 15 toneladas métricas anuales, con un enfoque en tés herbales y mezclas especiales.

  • Mercados de exportación: Japón exporta té a numerosos países del mundo, siendo los principales mercados Estados Unidos, China y la Unión Europea. Colombia también está ampliando su alcance de exportación, apuntando a mercados de América del Norte, Europa y Asia.

  • Generación de ingresos: La industria del té contribuye significativamente a las economías de ambos países, generando ingresos en consumo interno, exportaciones, turismo e industrias relacionadas, como la fabricación de artículos para consumo de té y la hotelería.

  • Inversión e innovación: Tanto Colombia como Japón están invirtiendo en investigación y desarrollo para mejorar la calidad, la sostenibilidad y la comercialización del té. Iniciativas como la certificación orgánica, las prácticas de comercio justo y el procesamiento de valor agregado están ganando terreno en ambos países.




Tanto Colombia como Japón, pese a tener culturas del té distintas, moldeadas por sus historias, climas y tradiciones únicas, comparten un aprecio común por el té como fuente de bienestar, comunidad e identidad cultural. A medida que ambos países navegan las oportunidades y desafíos del mercado global del té, sus industrias del té continúan evolucionando, reflejando las preferencias cambiantes de los consumidores, los avances tecnológicos y un renovado aprecio por el arte y la ciencia del cultivo y consumo del té.

 

Datos Macroeconómicos:

  • Japón:

Valor de mercado de importación: 2.300 millones de dólares (estimado, 2022)

Cuota de mercado del té verde: más del 80% del consumo total de té

Consumo de té per cápita: 2 kg (aproximadamente 4,4 libras) por año (promedio)

Número de ceremonias del té que se celebran anualmente: más de 1,5 millones (estimado)


  • Colombia:

Producción nacional de té: 4000 - 5000 toneladas por año (estimada, 2023)

Cuota de mercado del té frente al café: aproximadamente el 5 % (té) frente al 95 % (café)

Tasa de crecimiento de las exportaciones de té: 20% - 25% anual (estimado)


 

REFERENCIAS: 

79 views0 comments

Comments


bottom of page